Director de La quimera del oro (Gold rush, 1925): Charles Chaplin

Reparto: Charles Chaplin, Georgia Hale, Mack Swain, Tom Murray

El argumento no es nada del otro jueves, el protagonista, Charlot, viaja hasta Alaska a buscar fortuna en la fiebre de oro. El filme fue filmado en escenarios cercanos al Lago Tahoe y se basa en los relatos de un prospector de Klondike en 1898, que Chaplin conoció en casa de Fairbanks y Mary Pickford.

Charlot conoce a una serie de personajes habituales y acaba enamorándose. Hasta aquí todo resulta más o menos normal. Sin embargo, la diferencia viene marcada por lo extraordinario de la sensibilidad de sus gags, sacando el máximo partido de su personaje.

La escena de la cena de acción de gracias de 1898, en que se come los cordones de su bota como si fueran espaguetis, es impagable, únicamente comparable a la danza que Chaplin interpreta tan solo ayudado de dos tenedores pinchados en par de panecillos, solo al alcance de un auténtico genio. Johnny Depp rindió un homenaje a esta escena interpretándola en Benny & Joon, el amor de los inocentes (Jeremiah Chechik, 1993).

La quimera del oro cuenta con situaciones de lo más surrealistas: la cabaña donde habita a punto está de caer por un precipicio y como consecuencia del hambre confunde a su compañero como un enorme pollo. Sin olvidar el festín gastronómico a base de bota cocida (en realidad era regaliz).