Director de El señor de la guerra (Lord of War): Andrew Niccol

Dicen que el mal prevalece cuando los hombres buenos no actúan. Deberían decir sencillamente: el mal prevalece

Yo me codeo con algunos de los hombres más viles y sádicos que se hacen llamar líderes en la actualidad, pero algunos de esos hombres son los enemigos de tus enemigos y como el mayor traficante de armas del mundo es tu jefe: el presidente de Estados Unidos, que vendía más mercancía en un día que yo en un año, a veces es un poco violento que estén sus huellas en las armas, a menudo necesita un freelance como yo para abastecer a fuerzas a las que a él no le pueden ver abasteciendo, así que ya puedes decirme que soy un mal, pero por desgracia para ti, soy un mal necesario

¿Quiénes heredarán la tierra? Los traficantes de armas, ya que todos los demás se estarán ocupados matándose entre sí

En el mundo hay más de 550 millones de armas de fuego en circulación. Un arma de fuego por cada 12 personas que hay en el planeta y digo yo: ¿cómo se arman las otras 11?

La primera y más importante regla del traficante de armas: que nunca te alcance tu propia mercancía

He fracasado en todo Yuri, pero no pienso fracasar como ser humano

Se enriquece dándole a la gente más pobre del planeta los medios para que sigan matándose. ¿Sabe por qué me dedico a esto habiendo puestos de mayor prestigio? ¿Cree que controlar los arsenales nucleares sería más importante para la seguridad mundial? Pues no, no. Hoy nueve de cada diez víctimas mueren por los fusiles de asalto y las armas ligeras, igual que las suyas, los misiles nucleares están en los silos, su AK-47, esa es la verdadera arma de destrucción masiva

A Osama Bin Laden nunca le vendí nada y no por principios morales, sino porque en aquella época siempre te devolvían sus cheques

Las balas cambian más los gobiernos que los votos