El que lee mucho y anda mucho, ve mucho y sabe mucho

Cada uno es como Dios le hizo y aún peor muchas veces

En algún lugar de un libro hay una frase esperándonos para darle un sentido a la existencia

Digo, paciencia y barajar

Dos linajes solos hay en el mundo, como decía una abuela mía, que son el tener y el no tener

El caballero de la triste figura

El hombre pone y Dios dispone

El pan comido y la compañía desecha

Es un entreverado loco, lleno de lúcidos intervalos

La diligencia es madre de la buena fortuna y la pereza, su contrario, jamás llegó al término que pide un buen deseo

La libertad, Sancho, es uno de los más preciados dones que a los hombres dieron los cielos

La mejor salsa del mundo es el hambre

La mujer honrada, la pierna quebrada, y en casa; y la doncella honesta, el hacer algo es su fiesta

La salud de todo el cuerpo se fragua en la oficina del estómago

Los buenos pintores imitan la naturaleza, pero los malos la vomitan

Los hechos son enemigos de la verdad

Pero tiene el miedo muchos ojos, y ve las cosas debajo de tierra, cuanto más encima en el cielo

Soñar el sueño imposible. Luchar contra el enemigo invencible

Una cosa es alabar la disciplina, y otra el darse con ella